El arroz es un alimento que puede comerse de cualquier forma. En esta ocasión la preparación es de postre.

Los ingredientes son:

- Dos tazas de arroz.

- Un litro y medio de leche.

- Media cucharada de vainilla.

- Diez cucharadas de azúcar pulverizada.

- Cuatro huevos.

- Tres cucharadas de margarina.

- Dos naranjas.

- Dos plátanos.

- Dos tazas de cerezas sin semilla.

- Media copa de coñac.

- Un poquito de sal.

- Dos medias tazas de azúcar normal.

La preparación:

Consiste en lavar el arroz y cocinarlo en una olla con agua hirviendo de cinco a siete minutos. Después se tiene que retirar y dejar que escurra el agua. Mientras tanto, en otro recipiente, coloque la leche, con una de las medias tazas de azúcar más la vainilla, el poquito de sal y el arroz. Tape un poco el recipiente y deje hervir a fuego bajo hasta que la leche se absorba totalmente en el arroz. Esto será, aproximadamente, en media hora.

Las naranjas peladas se tienen que cortar en finas rebanadas sin semillas. También hay que rebanar los plátanos, luego junte toda la fruta con las cerezas y déjelas reposar en el coñac.

El arroz se retira del fuego y se le agregan, la margarina, las diez cucharadas de azúcar pulverizada y las yemas batidas con el jugo de las frutas. Todo tiene que quedar muy integrado.

Ponga todo en un recipiente y distribuya la fruta por encima de manera uniforme, después, encienda el horno.

Las claras se baten hasta que estén duras, agregándoles la otra media taza de azúcar convertida en almíbar espeso, y mantenga el batido hasta que se entibie. Después, esparza todo el merengue sobre el arroz con las frutas y puede hacer unas decoraciones realizando formas caprichosas en la mezcla con una cuchara.

El tiempo en el horno es el suficiente para que se vea dorado.

Sírvalo cuando esté frío, o si lo prefieren, tibio.

 

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: