Ahora, hablaremos de los secretos de las personas prósperas y financieramente exitosas. Se les dice “secretos”, no porque sean muy pocos los que los conocen, sino porque son muy pocos quienes los utilizan.

En realidad, estos secretos representan las aptitudes y habilidades escenciales que son necesarias para manejar el DINERO y que toda persona financieramente exitosa, lleva a la práctica, sin contemplación alguna.

Si tú aprendes estas aptitudes y habilidades, el dinero fluirá en tu vida y de esa manera, podrás tener todo el dinero para comprar todo lo que deseas, y al mismo tiempo, podrás compartir tu dinero con aquellas personas que más te importen.

En los siguientes posts, aprenderás a interpretar el exceso de información financiera que te atormenta día a día, y al mismo tiempo, aprenderás a concentrarte en estas aptitudes y habilidades básicas que te permitirán lograr la “seguridad financiera” inicialmente.

Las tres primeras aptitudes y habilidades con el dinero, sientan las bases del éxito financiero personal. Sin ellas, las otras aptitudes y habilidades no tienen poder alguno.

Si no aprendes a “valorar” el dinero, no podrás hacer ningún esfuerzo para “controlarlo”. Si no puedes controlarlo, tampoco podrás “ahorrarlo”. Y si no puedes ahorrarlo, no tendrás excendente para “invertir”.

Si no entiendes los principios de la inversión, serás un emprendedor de poca eficacia, por lo tanto, no tendrás dinero para “proteger”, y si no tienes dinero para proteger, tampoco lo tendrás para “compartir”.

Es posible que te sientas tentando a empezar a ver las aptitudes y habilidades que verdaderamnente enseñan a “hacer dinero”, sin embargo, debes tener paciencia.

Estamos entrando en la etapa de construcción de los pilares de independencia financiera. Mucha gente quiere hacer mucho dinero, y también hay mucha gente que realmente hace mucho dinero, cuando la verdad es que más temprano que tarde, descubren que no tienen idea de cómo administrar ese flujo de dinero y es ahí, cuando empiezan los problemas.

La gran mayoría de las personas son particularmente impacientes y no quieren “perder tiempo” aprendiendo las reglas básicas de la administración financiera.

Quieren ganar “buen dinero” y luego contratar a alguien que se los cuide. Tras hacerles algunas preguntas, podemos darnos cuenta que su situación financiera personal, es un desastre.

Entonces, tenemos personas que viven en terribles “desastres financieros”, sin la disciplina necesaria para por lo menos balancear su propia chequera, impacientes por hacerse ricos rápidamente.

Si estas personas creen que sus problemas financieros son graves en la actualidad, con seguridad que más adelante, los mismos podrían agravarse.

En resúmen, ya sea que estés comenzando de cero o que te esté yendo bien (financieramente hablando), debes empezar desde las bases y empezar a construir sólidas habilidades para la administración financiera.

Es importante que aprendas a construir una fuerte base para tu fortaleza financiera. Si aprendes a administrar los centavos que fluyen a tu vida, entonces estarás preparado para administrar los cientos, los miles y los millones que en poco tiempo podrían inundar tu vida.

Si no puedes administrar centavos, aún cuando obtengas millones, no podrás conservarlos

Como prueba de ello, podemos exponer la deprimente experiencia de los ganadores de la lotería. Si estas personas tan solo aprendiesen las habilidades con el dinero que veremos en los próximos posts, muchos de esos millonarios de lotería, en lugar de estar arruinados, hoy serían realmente millonarios.

A partir del próximo post, comenzaremos a estudiar estas aptitudes y habilidades para con el dinero, y la primera de ellas y al mismo tiempo la más básica, será aprender Cómo Darle Valor al Dinero.

Si conoces positivamente el valor que cada dólar desperdiciado podría tener en tu futuro financiero, sabrías que una pérdida de mil dólares hoy, fácilmente podría representar una pérdida de millones en el futuro.

 

Primera Aptitud y/o Habilidad: VALORARLO

La siguiente cita, escrita por Ken Davis y Tom Taylor, en su Libro “Kids and Cash”, explica cómo el multimillonario John D. Rockefeller, enseñaba a sus hijos el arte de “valorar el dinero”

Seguramente, John D. Rockefeller no intentaba ahorrar dinero cuando decidió darles una mensualidad a sus cinco hijos.

Según su hijo Nelson, les daba a cada uno 25 centavos por semana y tenían que ganarse el resto del dinero. Para obtener parte de ese dinero extra, cultivaban verduras y criaban conejos…

Siempre trabajabamos, decía Nelson. Todos mis hermanos (incluído yo), debíamos llevar libros diarios con nuestras finanzas personales.

Debíamos destinar el 10% de nuestros ingresos a la caridad; debíamos ahorrar otro 10% y rendir cuentas por el saldo.

Teníamos que hacer el balance mensual de nuestros libros diarios y debíamos explicar qué había ocurrido con cada centavo que ganabamos.

Nelson, luego se desempeñó como gobernador del estado de Nueva York durante muchos años y finalmente se convirtió en vicepresidente de los EEUU.

Uno de sus hermanos, David, decía: “Todos nos beneficiamos con la experiencia, especialmente en lo que se refiere a entender el verdadero valor del dinero”.

= = = =

Como podrás advertir, ésta es una historia muy interesante ya que lo mínimo que cualquiera podría esperar de esos niños privilegiados, es que jamás hubiesen necesitado aprender tales cosas, sin embargo, Rockefeller padre, deseaba que sus hijos entendieran el verdadero significado y valor del dinero.

Les enseño un “modelo especial” para que aprendieran a manejarlo e indudablemente, había mucha sabiduría en lo que hizo:

1. La necesidad de trabajar y servir: Cuando ganas tu dinero, aprendes a valorarlo.

2. La necesidad de ahorrar: Es importante pagarse a uno mismo primero, un 10% de nuestros ingresos.

3. La importancia de la caridad: Debes donar un 10% de tus ingresos. Dios no necesita recibir, pero los seres humanos necesitan dar.

4. La necesidad de administrar: Administra cada centavo que llegue a tus manos.

Además de enseñarles el valor del dinero, Rockeefeller les enseñaba a sus hijos la mejor manera de controlar el dinero, y de eso hablaremos en el siguiente post, ya que controlar el dinero representa la segunda aptitud y/o habilidad básica que necesitas aprender.

 

Segunda Aptitus y/o Habilidad: CONTROLARLO

El primer paso para poder asumir el control de tus finanzas personales, es establecer por cuenta propia un sencillo sistema para organizar tu vida financieramente.

La mayoría de las personas en el mundo (90%), sólamente cuenta con una única y principal fuente de ingresos, es decir: SU TRABAJO

Es posible que ya poseas un sistema para controlar tu dinero, sin embargo, no debes descartar el sistema que maneja Robert G. Allen, autor de “Multiples Fuentes de Ingreso”, denominado “Fuentes y Filtraciones”.

Tus ingresos fluyen hacia el reservorio de tu vida, pero éste tiene filtraciones y el dinero se escurre a través de las mismas. La mayoría “gasta” cada centavo que gana.

Obviamente, la única forma de que el dinero en abundancia alcance tu vida, es empezar a tapar esas filtraciones y al mismo tiempo, agregar fuentes adicionales de ingresos y de esta forma, contar con variadas o múltiples fuentes de ingresos, en vez de contar con una sola y vivir en riesgo permanente.

Es muy importante empezar a tapar las filtraciones y crear distintas fuentes de ingresos adicionales que fluyan constantemente.

En este momento, independientememente a tus ingresos regulares provenientes de tu trabajo, oficio o profesión, ¿Con cuántas fuentes de ingreso adicionales cuentas? ¿Cuantas filtraciones hay en tu reservorio?

Primero debemos aprender a tapar las filtraciones y luego enfocar nuestra atención en hacer que las fuentes de ingreso adicionales, fluyan sin cesar.

Existen innumerables maneras en que se puede gastar el dinero, pero acá veremos sólo diez (10) categorías o filtraciones.

Las categorías son sencillas y amplias: si se complican demasiado, deberás ignorarlas.

Aún cuando utilices un software, puedes organizar tus gastos dentro de estas 10 categorías o filtraciones ya que son fáciles de recordar, por lo tanto, las enumero por orden de prioridad (según el modelo Rockefeller):

1. Donativos

2. Ahorros

3. Impuestos

4. Pagos o Alquiler Vivienda

5. Gastos Cotidianos (filtración mas costosa)

6. Automóvil o Transporte Público

7. Diversión y Entretenimiento

8. Todas las formas de Seguro (salud, vida, invalidez, responsabilidad civil, activos, bienes personales, vivienda, etc).

9. Deudas / Varios

10. Gastos de Negocios

Como podrás advertir, todos tus gastos pueden resumirse en estas 10 grandes categorías.

 

Tercera Aptitud y/o Habilidad: AHORRARLO

Continuando con las haptitudes y/o abilidades necesarias para manejar el dinero, ahora hablaremos de la tecera habillidad que es saber y entender el proceso de AHORRAR.

La clave de la planificación financiera, es la administración del flujo de efectivo.

No sólo debes hacer que el efectivo fluya, sino que tambien deberás controlar las distintas filtraciones que vimos en el post anterior, de tal manera que tengas un excedente de efectivo a fin de mes.

Este excedente de efectivo mensual, será la clave de tu crecimiento financiero.

Puedes invertirlo, ya que el objetivo del juego del dinero es acumular suficientes inversiones (activos) para que los ingresos provenientes de las mismas, eventualmente financien tu nivel de vida y luego tu estilo de vida.

= = = =

La tercera habilidad básica con el Dinero, radica en ahorrar el excedente de efectivo. La palabra ahorro tiene dos significados:

1. Pagar menos en tus compras

2. Crear un excedente de efectivo

Algunas personas saben cómo ahorrar pagando menos en sus compras, ya que les gusta buscar oportunidades, pero son incapaces de ahorrar con el objetivo de crear un excedente de efectivo.

La gente próspera y financieramente exitosa, sabe cómo ahorrar pagando menos en sus compras y creando un excedente de efectivo. Saben cómo cumplir con ambos conceptos.

Aman ahorrar dinero (comprar cosas al por mayor, hacer buenos acuerdos comerciales, encontrar ofertas, etc), pero odian pagar el precio al público, y ahora, tú ya sabes el porqué.

Cada dólar malgastado destruye un bosque de futuros árboles de dinero.

Sin embargo, no se detienen aqui. Como sabrás, cuaquiera puede ahorrar dinero comprando en una liquidación, pero ¿será que ahorran excedente de efectivo, pagando menos por sus compras? Esa es la cuestión.

Mucha gente deja de fumar y alardea del dinero mensual que se ahorran por haber tomado la sabia decisión de abandonar ese vicio, sin embargo, si les preguntamos dónde está ese dinero ahorrado, no lo saben.

Ahorran dinero pagando menos por sus compras (ya no hay cartones de cigarrillos en sus listas), pero no ahorran para tener excedente de efectivo.

Cuando ahorres dinero, modificando tu estilo para comprar, retira ese dinero de tu billetera, con la finalidad de retirarlo de tu universo de gastos. De esa manera, podrás hacer depósitos frecuentes en tu cuenta o fondo de ahorros.

Ahí es cuando verdaderamente habrás ahorrado dinero pagando menos en tus compras y con el objetivo primordial de generar excedente de efectivo.

Supongamos que acostumbras comprar gasolina en una determinada gasolinera. Un día te das cuenta de que hay una nueva estación de servicio que la vende a 10 centavos menos por litro. En una compra de 10 litros, habrás ahorrado alrededor de un dolar ( modelo 1, es decir, pagaste menos por tus compras).

Pero, solo percibirás el beneficio de ese ahorro cuando vayas más allá y lo ahorres con el modelo 2 en mente, es decir, para generar excedente de efectivo, por lo tanto, cuando te dirijas a la caja para pagar la gasolina, debes retirar ese dólar ahorrado de tu billetera (por comprar más barato) y ponerlo en un sobre, con el objetivo de empezar a crear excedente de efectivo.

Seguidamente, debes guardar el sobre en un lugar seguro y libre de tentaciones y dejar que tus ahorros (en base a excedente de efectivo) se acumulen hasta sumar montos interesantes, de 500 o 1000 dólares. Lo importante es que no te tientes y no los gastes.

Debes transferir ese dinero a tu cuenta o fondo de ahorro a largo plazo; de ahí a tu cuenta o fondo de inversión y de ahí, a las diferentes inversiones que realices.

 

 

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: