fotografia

El último ayuntamiento que se suma a la prohibición de las corridas de toros ha sido Palma de Mallorca. Los nuevos gobiernos que se estrenan han comenzado retirar los euros destinados a fiestas taurinas ya que consideran que si el pueblo necesita festejos, fiestas y ferias, estas se pueden también hacer sin manchar de sangre el suelo. Palma de Mallorca se ha declarado "ciudad antitaurina" desde que tomaron el poder la coalición de tres partidos que gobiernan, como ya hizo Cataluña en 2010.

fotografia

Lo cierto es que a la llamada "Fiesta Nacional" le llueven estocadas por todas partes pues si bien ya están prohibidas en 80 municipios del país en muchos otros se va hacer referéndum para saber que es lo que el pueblo quiere. En Madrid, Manuela Carmena va con pies de plomo pero ya ha renunciado al palco reservado a los alcaldes en la Plaza de las Ventas y quiere nombrar a Madrid "ciudad amiga de los animales" y se propone eliminar las subvenciones a escuelas taurinas y otros festejos donde el toro es protagonista, lo que es de suponer que la pondrá en el centro de muchas críticas.   

fotografia

En Valencia el nuevo gobierno autonómico ya anuncia que de subvenciones nada y que quieren estudiar la forma de eliminar eso de "Bien de Interés Cultural" relacionados con las corridas de toros a lo que se une Juan Ribó, el nuevo alcalde, que no descarta que con el tiempo se puedan llegar a prohibir. En Zaragoza, el equipo municipal de "Zaragoza en Comú" ya ha reunido con asociaciones y vecinos para anunciar que no se subvencionan ni los toros embolaos ni ensogaos. En La Coruña ya han anulado el contrato por ser de "interés público" para la ciudad ahorrarse los 50.000 euros que falta les hace para otras cosas. Total, parece que el "apagón taurino" va avanzando sin prisas pero sin pausa...

fotogarfia

fotografia

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: