compositor

Antonín Dvořák

Sinfonía del Nuevo Mundo (Novosvĕtská Sinfonie)

ANTONÍN LEOPOLD DVOŘÁK, compositor checo del siglo XIX con una excelente trayectoria en vida, nació el 8 de septiembre de 1841 en el pueblo llamado Nelahozeves en la región de Bohemia, que en aquel entonces aún pertenecía al imperio austrohúngaro. Fue considerado uno de los mayores representantes del nacionalismo checo en cuanto a la expresión musical se refiere.

Durante su infancia recibió una primera formación musical aprendiendo a tocar diferentes instrumentos, concretamente el violín, el piano y el órgano. Durante los años de 1857 a 1859 residía en casa de su tío, mientras profundizaba su formación de órgano en la escuela de órgano situada en Praga, la actual capital de la República Checa. La situación económica de entonces le obligó a apartarse de los estudios y comenzó a trabajar en la orquesta de Karel Komzák. En 1886 cambió de trabajo comenzando en el Teatro Nacional de Praga, dirigido en aquella época por Bedřich Smetana.

Antonín Dvořák compuso el HIMNO PATRIÓTICO en el año 1887, obra con la que saltó a la fama. Gracias a su colección DANZAS ESLAVAS obtuvo reconocimiento internacional el mismo año. Al año siguiente, el gobierno austríaco le concedió una beca gracias a sus composiciones presentadas. Recibió varios títulos en reconocimiento a su labor en el mundo musical, entre ellos cuenta con el Doctor Honorario de Música de la Universidad de Cambridge y el doctorado “honoris causa” por la Universidad de Praga, ambos concedidos en 1891. Viajó a Inglaterra en varias ocasiones y pasó una temporada en Estados Unidos, donde aceptó el trabajo de dirigir el conservatorio de Nueva York que le ofreció su fundadora Jeanette Thurber. Durante su estancia en Estados Unidos, aprovechó para componer una de sus obras más famosas: la SINFONÍA DEL NUEVO MUNDO, que se convertiría en su sinfonía número 9. Después de una estancia de tres años en Nueva York, de 1892 a 1895, finalmente regresó a su país natal donde falleció en Praga el 1 de Mayo de 1904 a la edad de 62 años.

Vivió una vida plena en la que se dedicó de lleno a la música clásica y no le faltaba trabajo ni méritos.

SINFONÍA DEL NUEVO MUNDO es una obra compuesta en Estados Unidos por el compositor nacionalista checo Antonín Dvořák a comienzos del año 1893 y fue estrenada en Nueva York a mediados de diciembre del mismo año. En la actualidad, junto con las danzas eslavas, es una de sus obras más conocidas y ha sido utilizada como música de fondo en varias películas y obras.

En cuanto a su vida personal, se casó con Anna Čermáková en 1873 con quien tuvo hasta cinco hijos. El cuerpo de Antonín Dvořák descansa en Praga en el cementerio de Vyšehrad donde además, descansan también los restos de otros famosos como Bedřich Smetana, Jan Neruda y Alfons Mucha.

compositor

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: