¿Qué es la anencefalia?

ANENCEFALIA: es la ausencia (de gran parte) del cerebro y del cráneo que no se desarrolla en el feto por distintas causas y actualmente, una vez detectada la anomalía, no tiene remedio. Se debe a que el tubo neural no llega a cerrarse.

La ANENCEFALIA es una anomalía congénita que puede darse, por ejemplo, por no tomar no ácido fólico durante – e incluso antes de - la gestación si se planea ya activamente un embarazo. El ácido fólico es un elemento muy importante para el desarrollo adecuado del futuro bebé, por lo tanto es un complemento del que ninguna mujer con la intención de quedarse embarazada deba prescindir.

¿Cómo se detecta la anencefalia?

El obstetra puede diagnosticar la falta del CEREBRO prácticamente en el inicio del desarrollo del feto, es decir, en el primer trimestre de la gestación, mediante la ecografía. En la imagen percibe la anencefalia. Para mayor seguridad de un diagnóstico correcto, se puede realizar incluso la amniocentesis, que consta de extraer y analizar una pequeña cantidad del líquido amniótico. Esta prueba es actualmente muy común y aconsejada en aquellos embarazos donde el especialista, el ginecólogo, sospecha alguna malformación y gracias a la amniocentesis se puede diagnosticar con tiempo.

¿Se puede prevenir la anencefalia?

La ingesta del ácido fólico según prescrito por el especialista, puede reducir el riesgo de engendrar un feto con una anencefalia en un cincuenta por cien. Hoy en día no se sabe exactamente cuántos embarazos hay con dicha anomalía, dado que muchos de ellos son abortados prematuramente. No obstante, se calcula que llegan a nacer bebés con dicha anomalía aproximadamente uno entre cada diez mil.

¿Se puede sobrevivir con la anencefalia?

Pues no. Lo normal es que tenga una vida no superior a setenta y dos horas, es decir, un máximo de tres días. La falta del cerebro no le permite al neonato a desarrollarse, ni a aprender, ni a sentir… aunque se ha dado el caso que algún neonato ha conseguido sobrevivir durante un poco más de los tres días mencionados.

Anencefalia – una gestación predestinada a la muerte

Una vez diagnosticada la anencefalia durante el embarazo, el ginecólogo debe advertir a los futuros padres de la malformación del feto con toda la información detallada, ya que la mayoría no estamos conscientes de esta malformación. A la vez se trata de preparar mentalmente a los futuros padres que, nada más nacer su bebé, tendrán que comenzar ya los preparativos para el entierro, por su corto paso por la tierra. El aspecto psicológico tal vez será el más duro de esta enfermedad congénita llamada ANENCEFALIA.

NOTA:

No incluyo imágenes a este artículo, aunque los hay en Internet, debido a que son imágenes (en mi opinión) muy fuertes. No obstante, lo dejo a libre elección de cada lector buscarlas por iniciativa propia, si así lo desean.

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: