El AMOR Y LA PAREJA ESTÁN CONDENADOS

¿ Por qué, hoy día, no duran las parejas? ¿Qué está pasando con el AMOR y el románticismo?

Cada vez son más las parejas que terminan su relación en un tiempo más o menos corto, o las parejas que acaban con su convivencia despues de años de supuesto amor. El factor tiempo tiene mucho que ver en esta falta de consolidación en la pareja, unido a los tiempos que corren, que hacen que las personas busquen su felicidad por encima de cualquier otra apreciación.

El amor-pasión, el enamoramiento, nos hace ver en nuestra pareja al superhombre o la supermujer del momento, pero tiene un tiempo de caducidad.

El amor ciego, que se ha dicho toda la vida, tiene una explicación científica: Durante la fase de enamoramiento no vemos los defectos de la pareja, nuestra fantasía nos hace ver, en el otro, a una persona totalmente distinta de la que, en realidad es, nos hace pensar que el elegido es la pareja ideal.

Cuando nos enamoramos, nuestro organismo segrega más adrenalina y noradrenalina, estas hormonas promueven la búsqueda del contácto físico,  cuando este subidón hormonal termina, algunas personas desean buscar, de nuevo, esta maravillosa sensación, y terminan con su relación, para buscar otra, que le proporcione ese "chute" neuroquímico.

Este exceso hormonal suele durar, como mucho, dos o tres años, a partir de ahí se nos cae la venda de los ojos; el superhombre o la  supermujer empiezan a ser impuntuales, perezosos, vulgares o simplemente hombres o mujeres corrientes, sin más.

Es el momento en que muchas parejas acaban, es el fin del enamoramiento. 

Otras parejas deciden pasar, de esta fase de enamoramiento, a la fase de AMOR con mayúsculas, lo que requiere un trabajo, tiene que incluir compañerismo, una visión en común del mundo y que las dos personas, que integran la pareja, hayan decidido que ya no van a seguir buscando un compañero ideal.

Estas tres cosas implican el compromiso.

El amor apasionado de los primeros años no se puede sostener, se acaba, y debe acabar.

Nadie puede vivir constantemente enamorado, deseando a la otra persona a todas horas, deseando pasar con ella cada minuto y obviando la realidad de su carácter, es necesario pasar a la siguiente fase, aunque esto es duro para muchas parejas.

Lo más difícil para una pareja es pasar, de la fase de enamoramiento infantil y demandante, a la del AMOR generoso y gratificante. 

Pareja viviendo su amor.

¿ENAMORAMIENTO o AMOR?

Una creencia,magnificada por las películas y las novelas románticas, es pensar que el amor deber ser apasionado, siempre,  y que esta, es la única forma para que una relación de pareja dure, esto no es así, el AMOR romántico es lo que realmente puede durar; amor, que incluye deseo, sentimiento de que la otra persona es muy especial y ganas de hacer cosas juntos, lo que lleva a tener un proyecto de vida en común.

En esta fase, (AMOR romántico), la pareja es objetiva y ve al otro con criterios más ajustados a la realidad, sin dejar de sentir aprecio y admiración por el otro mienbro de la pareja, lo que propicia una posibilidad de consolidar la relación.

Esto no significa que vaya a durar eternamente, nada más lejos de la realidad, para que el AMOR perdure hay que sentir y trabajar.

La comunicación es un pilar importantísimo en esta étapa de la pareja, el amor va y viene, no siempre tenemos los mismos sentimientos, a lo largo de la vida las vivencias y el crecimiento personal de cada miembro de la pareja es distinto, por lo tanto los sentimientos fluctúan. 

En un momento determinado de la relación, uno de los dos puede creer estar enamorado de un tercero, hay que saber distinguir si es un enamoramiento que pasará con el tiempo, o es un cambio de sentimientos radical.

Esto, suele ser más fácil de distinguir para las mujeres que suelen ser más realistas.

Sin embargo, muchos hombres rompen con su pareja, cegados por este subidón de hormonas, inician una nueva relación y después, cuando hay problemas, se arrepienten.

 

Cumpleaños de Chagall

Se acabó el amor

Muchas rúpturas de pareja se producen después de años de noviazgo, de hipotecarse juntos, casarse, tener hijos...una rutina que viene dada por la sociedad en que vivimos "es lo que hay que hacer" y es lo que piensan las parejas que dará estabilidad a su amor, pero la realidad es que cuando han conseguido todo eso, se dan cuanta de que su amor se ha terminado.

Creemos que hemos elegido la vida que queremos llevar pero es una ilusión, es la clase social en que nacemos la que nos condiciona.

Muchas parejas se relacionarían mejor viviendo cada uno en su casa, pero esto es algo que no se contempla, al menos en España, forzar la convivencia añadiendo la presión de tener que disponer de una casa propia, unos muebles preciosos, un automóvil, e incluso una habitación, para un futuro bebé, con todos los detalles, sin olvidar la necesidad de disponer de fondos para unas buenas vacaciones anuales, puede terminar con ese Amor.

Uno cree que toma decisiones por propia iniciativa, pero estámos marcados por las imposiciones del entorno, y si estas imposiciones no van con nuestro estilo, se facilita el final del amor.

Mi conclusión es que tenemos que tener libertad para organizar las relaciones de pareja sin clichés o normas predeterminadas.

EL AMOR, AL  FINAL, SIEMPRE ES FANTÁSTICO, DURE LO QUE DURE.

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: