fotografia

 La moda de la alta cocina internacional "Finger food" que consiste en comer platos tradicionales en dosis pequeñas se abre paso en los mejores hoteles y restaurantes de mundo. El "Finger food" se puede traducir por "comida que se come con los dedos" y se podría pensar en un principio que se trata de los conocidos aperitivos de siempre pero no, esta comida es algo muy diferente. Es una recopilación de los platos tradicionales que se presentan a modo de pequeños bocados de forma vanguardista donde existen entradas, platos principales y postres, todo ello situado en un buffet donde cada comensal se sirve lo que le apetece.

fotografia

Como cubierto se utilizan los tres dedos de la mano derecha, el pulgar, índice y corazón y nunca la mano izquierda ya que hay países que esta mano se utiliza para la higiene personal íntima y no se admitiría utilizarla para ingerir alimentos. (Ignoro como se lo harán los que sean zurdos). La cuchara es el cubierto más antiguo que se conoce pero el tenedor y cuchillo costó mucho introducirlo en los países europeos pues en la época medieval hasta los reyes comían con los dedos. En la actualidad hay algunos continentes donde apenas se usan los cubiertos.

fotografia

En un buffet de "Finger food" lo importante es la diversidad, la forma de presentar los diversos sabores donde entra en acción el olfato, el gusto, la vista, el tacto, etc, y tienen gran importancia los colores y cremas pues lo que se pretende es que la boca saboree texturas agradables, apetitosas o crujientes que resulten una delicia para el paladar. En definitiva, el "Funger food" es comida en miniatura con variedad de platos para todos los gustos, bajos en calorías en muchas ocasiones donde aprenderemos otra forma diferente de comer.

fotografia

fotografia

No obstante, se supone que hay nombres de los platos que se encuentran comprimidos en pequeños recipientes de pasta crujientes ya que se puede dar el caso que con la bonita presencia que tiene todos se elija como postre un puré de lentejas y haya que dejarlo al primer bocado. Pese a los errores que podamos tener, hay que reconocer que esta nueva modalidad de comer con los dedos nos apasiona a todos, especialmente a la gente más pequeña que son poco amigos de los cubiertos.

fotografia

fotografia

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: