El GP Singapur ha vuelto a dejarnos una foto que hacía tiempo no se veía, la de Hamilton y Alonso compartiendo podio.

No podemos decir que Lewis Hamilton tuviera demasiadas complicaciones para hacerse con la victoria, y si no era suficiente con la pole position y su buen hacer en carrera, ahí estaban Vettel y Rosberg, sus dos máximos rivales hoy, para facilitarle las cosas: ambos cometieron el error de superar el límite de velocidad en el pit lane, y fueron penalizados con un drive through que allanaba el camino del piloto de McLaren hacia la victoria.

La segunda posición fue para Timo Glock, tras una buena estrategia de Toyota, y tercero fue Alonso, que hizo gala de su seriedad al volante, al no cometer ningún error, y esperar los de los rivales, que sí llegaron.

El campeonato no sufre grandes cambios en sus primeras posiciones, y sí deja aún más claro quién será el campeón. Lo importante no es que Button haya sacado de Singapur un punto más que su más inmediato perseguidor, su compañero Barrichello, sino que queda una carrera menos, y los puntos de ventaja de que goza el británico parecen insalvables para su compañero, Vettel y Webber.

Mención especial merece Nick Heidfeld, que, tras 41 carreras consecutivas acabadas, vió su racha truncada por culpa de un accidente en el que no tuvo nada que ver, tras salirse Sutil al intentar rebasar al español Alguersuari. Al intentar volver a pista, colisionó con Heidfeld, a quien no vió llegar.

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: