Oscuro y húmedo

 

  ¿Podría yo seguir viviendo allí como uno más?

  ¿Cómo si nada hubiese ocurrido en mi vida?

  Cuando abrí los ojos y me encontré rodeado por las irregulares piedras de una cueva oscura y húmeda, realmente sentí pánico. No sabía qué hacía allí, cómo había llegado…, miles de interrogantes que fueron aclaradas poco a poco por algunos de los miembros de aquella primitiva tribu. Siempre con gestos y expresiones; de otra manera no logramos entendernos.

  Muchas veces pensé contarlo todo, pero no sabía de qué manera hacerlo; y mucho menos a esos hombres que ahora comenzaban a organizarse y vivir en comunidad.

  Una noche, cuando todos dormían. Hurgué con mucho silencio entre las cosas que había logrado salvar y que tenía escondidas entre las piedras más bajas de la cueva donde ellos me acomodaron días después de encontrarme.

 Tomé una cuartilla ya amarillenta y escribí…, con la esperanza, aunque mínima, de que alguien, en algún tiempo o lugar lo pudiera leer:

“Cuando se escuchó al piloto dar la señal de alarma, cada uno de los tripulants se  dedicó a las funciones asignadas en estos casos. Yo no calculé el salto espacio-tiempo con exactitud y el resultado fue un retroceso de varios milenios. Me sentí avergonzado.

El impacto temporal provocó un incendio que invadió lentamente la nave. Yo no quería aceptar mi error y sin pensar en los demás, ni en las consecuencias posibles me introduje en una de las cápsulas para el salto de emergencia, haciéndola saltar  a una velocidad supersónica.

Ya distante la explosión me hizo reaccionar, ¡tenía la solución delante de mí! Con el reordenamiento de los sistemas temporales de salto pude haberlos salvados…

Pero  de manera egoísta pensé solamente en mí…

  Me avergoncé y no pude continuar escribiendo, entonces guardé la nota en un arca «preparada» para vencer el paso de los siglos.

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: