fotogarfia

fotogarfia

Escenario natural, es uno de los lugares que despiertan más interés en Acapulco, México, por la exibición que hacen los valientes nativos de su habilidad y atrevimiento el realizar un espectáculo único en el mundo al lanzarse al vacío desde más de 35 metros de altitud. Escenario de muchas películas, este lugar despierta un gran interés por ver a los chavalistas o saltadores que hasta los 55 años trabajan en este espectáculo donde en ocasiones terminan lastimados. Lo más emocionante y que ha dado gran fama a estos arriesgados saltadores es verlos trepar por la pared del acantilado hasta llegar al cumbre desde donde se arrojan al vacío en un salto al que algunas veces adornan con extrañas piruetas y que arrancan los aplausos de los presentes.

footgarfia

fotogarfia

La Quebrada se creó  en 1934 al ser dinamitado un cerro que al partirse en dos abrió un paso que permite llegar a los acantilados. Desde los años 40, Acapulco es conocido por estos saltos. Los  chavalistas (saltadores) se enfrentan al reto de sincronizar su salto con la entrada de la ola que garantiza que habrá la suficiente agua ya la ensenada tiene solo unos cuatro metros, tienen que calcular el tiempo de caída, su velocidad, la del viento y la altura de la ola que se produce cuando sube la marea.   

fotogarfia

Hay varias opciones para ver los saltos en horario de día, y en el horario de noche se realizan los saltos con antorchas encendidas que permiten ver el recorrido de la caída hasta que se apaga la antorcha en la oscuridad de la noche. El Hotel El Mirador permite ver el acantilado y los saltos desde su terraza, lugar preferido por muchos turistas aunque también hay varias plataformas en los acantilados menores desde donde disfrutar de un espectáculo único en todo el mundo.  

fotogarfia

fotografia

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: