ABANCA atiende mal a sus clientes, cosa que suele ser frecuente en las entidades bancarias españolas, pero, en este banco que fue la antigua Caixa Galicia, la atención al cliente es todavía peor. Todo lo tienes que hacer tú en el cajero automático: pagar recibos, cargar la tarjeta de transporte, actualizar la libreta,... Sus empleados te dicen que vayas al cajero a hacer el trabajo por el que ellos cobran un sueldo todos los meses.

No les importa a los de ABANCA que sepas hacer gestiones en el cajero automático o que no sepas. Tanto les da que te equivoques al pagar en el cajero el recibo de la luz o que la máquina se quede con tu dinero y no haga la gestión correctamente. Ellos se dedican a cobrar su sueldo a fin de mes por no hacer nada. Lo único que les veo hacer cuando voy a cualquier sucursal de ABANCA es hablar entre ellos de las buenas vacaciones que disfrutan, de su asistencia a conciertos de cantantes que yo no me puedo permitir o de las rebajas. Los empleados de ABANCA son unos afortunados. No me explico como ABANCA sigue teniendo clientes cuando atiende mal a sus clientes desde hace años, y mucho peor desde que esta entidad bancaria gallega fue comprada por un ricachón venezolano.

ABANCA atiende mal a sus clientes y se forra. Ya lo hizo cuando se llamaba Caixa Galicia y esos mismos empleados vendieron preferentes a los ahorradores que buscaban un mejor tipo de interés para sus ahorros. No les importó que los pobres viejos que compraban ese producto financiero no supieran lo que compraban. De que no lo supieran se encargaban ellos con esos consejos interesados que dan sin que nadie se los pida. Ahora se encargan de no trabajar. Todo lo tienes que hacer tú en el cajero automático. Ellos llevan el dinero, es decir, su sueldo, robado. Lo malo es que en los otros bancos no son mejores. Tienen menos cajeros automáticos, pero no menor comisiones bancarias. Si cambias de banco en esta España nuestra, no cambias para mejor.

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: