Le proporcionamos 8 consejos fáciles que le permitirán ahorrar mucho dinero al año. Puede que  no le sea posible seguir alguno de ellos, pero le recomendamos tomárselos en serio, calcular lo que se gasta en ello y, por tanto, el ahorro anual que le supondría; después, puede reflexionar sobre si de verdad es posible seguirlos y, una vez analizados los 8 consejos en su conjunto, decidir cuáles está dispuesto a asumir (no tiene por qué seguir los 8 consejos, con 5 o 6 puede ser suficiente).

Tenga presente a partir de ahora la cifra de dinero que puede obtener de ahorro al año si sigue esos consejos y dicha cifra le servirá como motivación para lograr el objetivo.

Estos son nuestros 8 consejos o trucos, que le ofrecemos para que reflexione sinceramente sobre ellos:

  1. Consuma marcas genéricas: suelen tener una magnífica relación calidad-precio.
  2. Procure llevar muy poco dinero en efectivo (con unas escasas monedas basta) y, en su lugar, utilice tarjeta de débito o crédito y analice todos los gastos al recibir cada extracto mensual, tratando de suprimir cada mes algún gasto que vea prescindible.
  3. Reduzca la potencia de la calefacción en invierno y, a cambio, abríguese con una chaqueta o una bata y, por la noche, con otra manta. En verano, si lo tiene, reduzca la potencia del aire acondicionado o apáguelo. A cambio, lleve menos ropa, utilice ventilador en la habitación en la que esté (consume menos) y dúchese con agua fría o tibia cuando tenga calor.
  4. Llévese al trabajo su propio almuerzo (frutas o bocadillos…) o, si es el caso, su propia comida (en un “taper”).
  5. Evitar siempre que sea posible comer y cenar en bares o restaurantes. A cambio, dese caprichos de comidas suculentas en casa, con los lujos que desee cuando sea necesario para celebrar algo: le saldrá mucho más barato que fuera de casa: por ejemplo, una bebida en casa puede costar la quinta parte que en un bar, pero si usted se lo propone puede disfrutarla solo, en familia o con amigos más que si la toma fuera.
  6. Negocie con contundencia sus tarifas de teléfono, fijo y móvil. “Véndase al mejor postor”. Llame a su compañía, indique que desea darse de baja y entonces, le ofrecerán las mejores condiciones; compárelas con la competencia y si son peores, cámbiese de compañía.
  7. Reserve sus vacaciones con más de medio año de antelación. Hágalo a través de internet, con reservas que no tengan gastos de cancelación (pueden encontrarse en diferentes webs): si no puede decidir aún la fecha y destino, reserve varias fechas y destinos alternativos y, cuando lleguen las fechas, acuérdese de cancelar las reservas que no vaya a disfrutar. Podrá reservar así hoteles o apartamentos con una rebaja de más del 50%. Si va a viajar en avión, busque las ofertas de compañías de bajo coste con la máxima antelación.
  8. Prescinda, si le es posible, de tener coche propio. Si hace cuentas del gasto que supone comprar un coche, la gasolina, el aparcamiento, el seguro, reparaciones…etc. resulta mucho más económico utilizar el autobús, taxi (aunque pueda parecer caro), trenes (incluso de alta velocidad), coche alquilado para vacaciones…etc

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: