SINDROME DE ADIE

El Síndrome de Adie: Enfermedades raras 2

 

Pupila inflamada: Síndrome de Adie

 

EL Síndrome de Adie afecta al ojo, en concreto a la pupila y a su sistema nervioso ocular. Su nombre se debe a William John Adie. Su principal causa es debida a una infección bacteriana, la cual ocasiona una inflamación y se caracteriza por tener una pupila tónica dilatada. Ésta enfermedad rara aparece por tener una pupila demasiado grande por dicha inflamación, conocida científicamente como (midriasis), con lo cual es muy molesto cuando nos brilla el sol en la cara.

 

Otro efecto negativo sería la dificultad para poder leer, y la pérdida de reflejos en la vida cotidiana. Suele aparecer éste síndrome de Adie a las mujeres de manera repentina. La única manera de poder reducir los efectos es intentado corregirlos con gafas la disfunción sufrida en los ojos. El uso de gotas de pilocarpina puede ayudar a paliar los grandes efectos devastadores de éste síndrome de Adie.

 

 

 

SINDROME DE ADIE

Desde buena parte de otro sector médico, ven al SINDROME DE ADIE como una enfermedad benigna y no alarmante. Normalmente exponen que suele ser un fenónemo aislado en las mujeres. Por lo tanto existen muchos detractores de ésta corriente que no comparten ésta postura, la cual hay que tratarla de manera preventiva, cuando los pacientes sientan molestias neuronales.

 

Sus principales síntomas son:

  1. Intolerancia a la luz (fotofobia)
  2. Visión borrosa de cerca
  3. Dolores de cabeza 
  4. Mareos.

 

El perfil de ésta patología catalogada como enfermedad rara, o SINDROME DE ADIE suele aparecer en mujeres de unos 30 años y completamente sanas.

 

Para disminuir sus síntomas se recomienda el uso de gafas polarizadas , evitar la exposición al sol o luz artificial intensa en la PUPILA y algún medicamento prescrito por el médico para los dolores de cabeza. Puede empezar incluso en un ojo y acabar en el otro al mismo tiempo.

 

 

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: